Parque natural Serra da Enciña da Lastra


Serra da Enciña da Lastra

La zona más oriental, encajado en sus valles y adornado por cumbres de roca caliza

El tiempo

Imágenes

Información

Un paisaje mediterráneo único en Galicia


Una encina da nombre al Parque Natural Serra da Enciña da Lastra. Cuentan que un árbol de esta especie, de grandes dimensiones, servía de guía a los viajeros que por aquí pasaban en otros tiempos. Lo cierto es que cerca del cementerio de Covas (Rubiá) se puede admirar una encina reconocida como árbol singular por la Xunta de Galicia.


Con sus 3.151,67 ha de superficie, Enciña da Lastra es el más joven de los seis parques naturales de Galicia (declarado el 03/05/2002), el cuarto en dimensión tras el vecino Invernadeiro (5.722 ha) y superado unas cien veces por la extensión del Xurés (30.000 ha); los tres en la provincia de Ourense.

Declaración Parque Natural "Serra da Enciña da Lastra"

Plan de Ordenación de los Recursos Naturales del Parque Natural Serra da Enciña da Lastra



Top 5: qué no debes perderte
  1. Recorrer la ruta Valle del Sil para interpretar todos los valores naturales que llevaron a declarar este espacio protegido como Parque Natural y ver los “farallóns” calcáreos.
  2. Reconocer alguna de las 25 especies de orquídeas que crecen aquí, la mejor representación del territorio gallego.
  3. Identificar gran número de especies mediterráneas como la encina, el árbol que da nombre al Parque Natural, y otras aromáticas como el tomillo, el orégano o la lavanda.
  4. Subir a alguno de los 9 miradores del Parque para disfrutar con las vistas panorámicas: Caprada en Oulego, Alto da Escrita en Biobra, Tanque de Covas o la Portela en Vilardesilva.
  5. Visitar alguna de las aldeas del Parque Natural (Oulego, O Robledo, O Porto, O Real, Biobra, Covas, Vilardesilva o Pardollán), haciendo una parada para apreciar la belleza de la iglesia de O Real o la ermita de Santo Estevo de Pardollán.

Servicios

Oficina-Centro de Visitantes del Parque Natural Serra da Enciña da Lastra

Localización: Praza dos Bolos, s/n. Biobra. 32004 Rubiá. Ver en Google Maps
Contactar antes:
T: 988 386 376 - 988 386 029 (Ourense)
Entrada libre, con zonas de acceso restringido.


Visitas
10 sendas acondicionadas y señalizadas.
Áreas de descanso y miradores aptos para observación de avifauna.

Rutas

Ruta Valle del Sil

Baja/Media
1,30 h
5 km
Lineal

Ruta Tras os Penedos

Baja
25 min
1,5 km
Circular

Ruta Soutos baixo Pena Falcueira

Media/Alta
1,45 h
3,9 km
Circular

Ruta del "Caleiro"

Baja/Alta
3 h
6 km
Lineal

Ruta de O Real de Oulego

Media
2,30 h
4 km
Lineal

Ruta de la Vía Romana

Media
3,30 h
8,6 km
Circular

Ruta de la Ermita de Santo Estevo

Media
3 h
6 km
Circular

Ruta de As Galegas

Media
3 h
6,8 km
Lineal

Ruta de As Dúas Vertentes

Media
1,30 h
4 km
Circular

Ruta Baixo de Páramo

Media
2 h
4 km
Circular

Información de utilidad

Parque Natural
Oficina Ourense (Xunta) 988 386 376 - 988 386 029


Información municipal


A tener en cuenta

  1. Deja el vehículo en los aparcamientos habilitados.
  2. Usa el vehículo solo en las carreteras/caminos habilitados y modera la velocidad cuando circules por el interior del Parque.
  3. Arrancar flores y plantas está prohibido, además de poner en peligro especies singulares.
  4. No molestes a la fauna, no hagas ruido.
  5. Infórmate de los permisos necesarios para acceder al Parque o para hacer cualquier ruta.
  6. Antes de hacer una ruta, comprueba la dificultad y el tiempo que debes invertir.
  7. Planifica con detalle tu visita, sobre todo si vas en grupo, y equípate convenientemente.
  8. En muchos de los Parques Naturales organizan visitas guiadas e interpretadas gratuitas; llama antes.
  9. Lleva el móvil siempre con la batería cargada.
  10. Camina por los senderos habilitados
  11. Respeta la señalización.
  12. Precaución con las crecidas de los cursos de agua.
  13. Precaución al pisar piedras y troncos cuando están mojados ya que son muy resbaladizos.
  14. No está permitida la acampada libre ni pasar la noche con caravanas.
  15. Haz un uso responsable de la basura; si no hay contenedores, guárdala hasta que encuentres uno.
  16. No está permitido el baño fuera de las zonas habilitadas.
  17. Respeta las propiedades privadas.
  18. Usa las áreas recreativas.
  19. El fuego puede destruir la vida del Parque, no lo enciendas.
  20. Excepto casos concretos, está prohibida la caza y la pesca. Consulta la normativa de cada Parque Natural.
  21. Prohibido sobrevolar el espacio con cualquier tipo de aeronave por debajo de los 1.412 m.
  22. Escalar en la zona de reserva.
  23. Avisa al personal del Parque ante cualquier incidente.

Serra da Enciña da Lastra

La zona más oriental, encajado en sus valles y adornado por cumbres de roca caliza

El tiempo

Imágenes

Ecosistema

Endemismos calcáreos y rarezas

Variedad de hábitats
Destacan los bosques de encinas, castaños y brezales mediterráneos, que cuentan con peculiaridades como la presencia de campos de tomillares silvestres. Encontramos endemismos florales de suelos calcáreos y otras rarezas como más de 25 especies de orquídeas. Entre los hábitats de interés comunitario hay brezales, matorrales mediterráneos, prados, pendientes rocosas calcáreas, cuevas y bosques de castaños y encinas.

Los cañones y acantilados fluviales son hábitats de aves de rapiña que hacen del Parque un interesante refugio ornitológico, con la mayor concentración de aves nidificantes de Galicia. En las cuevas existen grandes colonias de murciélagos.

Flora

Árboles y arbustos

La mayor extensión de encinas de Galicia
Las encinas de carácter calcáreo cubren más de una tercera parte del espacio natural y son las más extensas de Galicia. Están caracterizadas por la encina y el madroño, acompañadas de arbustos mediterráneos como la hiniesta, labiérnago o cornicabra. Dependiendo de la altura, de la profundidad de los suelos y de la orientación, aparecen los alcornoques, el avellano y el mostajo. En los claros se ve lavanda y diferentes especies de jaras.

Entre las comunidades arbustivas destacan los espinales, en los que participan numerosas especies con frutos carnosos y otras de vistosa floración, como los majuelos, el endrino y las rosas silvestres, entre las que se encuentran algunas especies de muy escasa presencia en Galicia como el jazmín silvestre.

En las orillas del Sil se da una gran variedad de sauces, algunos de ellos propios del clima mediterráneo y muy escasos en Galicia. La represa del agua en el embalse de Penarrubia hace que las saucedas se vean invadidas por árboles de mayor talla como alisos y álamos.

Los viejos sotos de castaños cuentan con una notable extensión y se encuentran bien implantados en los alrededores de las aldeas, como en Oulego, Covas, Biobra o Pardollán, conservando ejemplares centenarios.

Guía de la flora del Parque Natural Serra da Enciña da Lastra

Flores

Medio millar de especies conocidas
La riqueza florística es muy elevada: se conoce la existencia de más de 450 especies de flora vascular, de las que 62 son endémicas del Parque y otras 55 aparecen restringidas a este y a otros afloramientos calcáreos en Galicia.

Por lo menos 40 especies son endémicas de la península Ibérica y seis lo son de Galicia: Armeria rothmaleri, Campanula adsurgens, Dianthus merinoi, Leontodon farinosus, Petrocoptis grandiflora, Rhamnus pumila subespecie legionensis.

Como mínimo, se considera que 26 de estos taxones son raros o se encuentran amenazados en Galicia.

Matorral

Abundante masa arbórea de bajo porte
Formaciones de matorrales importantes son los brezales y jarales, comunidades asentadas sobre suelos ácidos. Por esa preferencia son mucho más frecuentes en los montes de los territorios que rodean el Parque, en los que están ausentes las calcáreas.

Los brezales del territorio son matorrales presididos por el brezo rojo, acompañado invariablemente por la carquesa. Con ellos van otras matas leñosas de bajo porte.

El jaral es una formación de matorral típicamente mediterránea, compuesta por una especie de cistácea aromática: la jara pringosa. Acostumbran a acompañarla la genista pinchuda, el cantueso y especies del brezal con las que se puede mezclar.

En general, en el territorio del Parque no se dan grandes extensiones de retamales, pero las diversas especies de retama se encuentran muy a menudo, bien mezcladas con los brezales y jarales, bien con especies del espinal en la orla de los encinares.

Orquídeas

Exclusiva diversidad
La familia de las orquidáceas presenta una extraordinaria diversidad en el territorio del Parque. Podemos encontrar más de 25 especies, la mejor representación del territorio gallego, entre ellas media docena de endemismos exclusivos o especies que solo se dan en este pequeño enclave.

Entre las diferentes especies, se encuentran las del género Ophrys, que simulan el cuerpo de una abeja. La Orchis italica Poir desarrolla poblaciones numerosas de gran vistosidad. Algunas de las especies, extraordinarias desde el punto de vista de su rareza a nivel gallego, son la orquídea piramidal Anacamptis pyramidalis, la Cephalanthera rubra, el Limodorum abortivum y la orquídea purpúrea Hudson o Orchis purpurea.

Sobre todo en primavera y verano, estas pequeñas flores sorprenden por su belleza y vistosidad para atraer a potenciales polinizadores.

Zonas rocosas

Crecer con 90 º de inclinación
Las más interesantes comunidades vegetales, por su rareza y flora especializada, son las ligadas a los roquedos calcáreos. La vegetación asociada a las repisas y laderas empinadas, donde la erosión produce multitud de microrrelieves, presenta una gran cantidad de endemismos.

Se pueden ver dos asociaciones: una que se encuentra en las paredes verticales (Saxifragetum trifurcatae) y otra especializada en los huecos y tramos extraplomados de las paredes, es decir, cuando la roca supera los 90 º de inclinación (Petrocoptidetum grandiflorae).

También relacionados con los suelos calcáreos poseen una gran relevancia los tomillares de Thymus zygis, únicos en Galicia y altamente olorosos, así como diferentes tipos de pastizales mediterráneos y orocantábricos presentes en Oulego.

Fauna

Anfibios y reptiles

De carácter mediterráneo
En el espacio natural hay inventariadas unas 10 especies de anfibios y 13 de reptiles. Entre los herpetos predominan los ligados a ambientes secos y pedregosos, típicamente mediterráneos. Hay pocas especies propias de zonas húmedas o de ámbito eurosiberiano, pudiéndose encontrar alguna como la rana verde o las culebras de agua.

Los encinares, matorrales y pastos calcáreos acogen la mayor parte de las especies más características del Parque, como la lagartija cenicienta y la rica comunidad de ofidios, presidida por las culebras bastarda y de escalera.

Aves

La mayor comunidad de nidificantes de Galicia
Las aves son uno de los principales valores faunísticos de este Parque Natural, que incluye 1.742 ha de zona especial de protección para las aves (ZEPA). Más de cien especies nidifican en Enciña da Lastra debido a la elevadísima diversidad de hábitats existente en un área de transición bioclimática con grandes roquedos (“farallóns”) calcáreos, abundancia de frutos carnosos en espinales y ambientes agropecuarios bien integrados.

Además, la inaccesibilidad de los cañones y acantilados es perfecta para el establecimiento de las aves rapaces, de las que se cuentan más de una veintena de especies. El mejor lugar en Enciña da Lastra para ver aves es Pena Falcueira desde el mirador de Tanque-Covas (al ser zona de reserva no se puede acceder).

Entre las aves rapaces nidificantes (diurnas y nocturnas), se localizan aquí parejas de alimoche, águila real, águila culebrera, águila calzada, halcón peregrino y búho real. También se registró la presencia del águila-azor perdicera, muy rara en Galicia.

Entre la avifauna rupícola reproductora (propia de medios rocosos, especialmente acantilados) encontramos la mayor población gallega de paloma bravía. Las parejas de vencejo real representan la única población de esta especie en el interior gallego. Encontramos también el avión roquero, la golondrina dáurica, los roqueros rojo y solitario, el cuervo y la chova piquirroja, representada en el Parque por unas 15 parejas en lo que supone uno de los mejores puntos de Galicia. Se nota también en este mismo medio la presencia invernal de los poco comunes acentor alpino y treparriscos.

Se da una variada mezcla de avifauna eurosiberiana y mediterránea, ligada a encinares, sotos, espinares y matorrales, con numerosas especies raras como el alcaudón común, el papamoscas gris, la curruca carrasqueña, la curruca mirlona, el gorrión chillón o el picogordo.

Hay por último un pequeño contingente de aves acuáticas en el embalse de Penarrubia, entre las que cabe mencionar, como invernantes, al somormujo lavanco y el porrón moñudo.

Invertebrados

Cangrejos de río y mariposas
Aunque que no está suficientemente estudiada, la fauna de invertebrados cuenta con varias especies de interés, algunas de ellas incluidas en la Directiva de Hábitats europea. Destaca el amenazado cangrejo de río autóctono, presente en Galicia en muy pocos puntos de las provincias de Lugo y Ourense.

Este es también un paraíso para los amantes de las mariposas que, al igual que el ciervo volante, están amparadas por la citada Directiva.

Mamíferos

La colonia de murciélagos más rica de Galicia
La lista de mamíferos es de las más completas de Galicia, estando confirmada la presencia de 39 especies, aunque con una prospección más detallada se podría llegar al medio centenar.

Es de máximo interés la gran variedad de murciélagos existente en el Parque ya que constituyen la colonia más rica de Galicia. Están presentes por lo menos 9 especies de quirópteros, incluyendo algunas raras en la comunidad como el murciélago mediterráneo de herradura, el murciélago ratonero ribereño, el murciélago de cueva o el murciélago rabudo.

También es destacable la variedad y abundancia de carnívoros, entre los que cabe mencionar el gato montés, la nutria, el armiño, el tejón, el turón y la garduña.

El lobo se presenta en las sierras de la zona y el oso pardo, existente por lo menos hasta el siglo XIX y extinto, visitó estas sierras en alguna ocasión en los últimos años.

Los grandes mamíferos del Parque son el corzo y el jabalí, que alcanzan buenas densidades y ocupan sobre todo los encinares.

Peces

Especies autóctonas y amenazadas
Seis de las ocho especies de peces inventariadas en el Parque son autóctonas. Varias de ellas se encuentran amenazadas en España, como la anguila, el cacho, la bermejuela, el escalo y el espinoso, que habitan en las aguas del embalse de Penarrubia.

Desafortunadamente también se encuentran en el espacio natural dos especies introducidas: la carpa y la perca americana o black-bass.

Patrimonio material

Cuevas

Entre estalactitas y estalagmitas
La poca dureza de la roca y la lenta acción del agua y del viento propiciaron la formación de grutas naturales llamadas palas, palabra de origen prerromano que significa cuevas. Entre las parroquias de Covas, Pardollán y Biobra se concentra la mayor parte de las cavidades censadas en Galicia, un conjunto de alrededor de cien cuevas, en las que encontramos estalactitas y estalagmitas. Para practicar la espeleología es necesario solicitar un permiso en la administración del Parque (988 386 376 - 988 386 029servizo.conservacion.natureza.ourense@xunta.es).

La Pala da Zorra destaca por ser de las más grandes catalogadas, con 600 m de galerías y siete bocas de entrada. Una de las más famosas es la Pala Pumbeira, a la que se accede en barca desde el embalse de Penarrubia. También de mucha fama es la Pala da Campá, por su eco. Otras son la Pala Bonita, la Pala Silverte de Pau o la Trimonia.

Además del interés que estas cuevas tienen para los espeleólogos, los historiadores han encontrado en ellas restos arqueológicos de diferentes civilizaciones: de la Edad de Bronce, de las épocas romana y medieval.

De la Prehistoria a la romanización

Castros y explotaciones de oro
De los yacimientos arqueológicos cabe destacar un cúmulo megalítico cerca de Biobra y restos de varios castros, como los de Pardollán, Pena León o Pena Zamora.

Entre los vestigios de la presencia romana en Rubiá destacan los restos de la Vía Nova o Vía XVIII, una de las más importantes del Imperio, que unía los 300 km que separaban Astorga (León) de Braga (Portugal). El tramo de Robledo está incluido en el territorio del Parque Natural, lo que garantiza su protección futura. Del trazado de esta vía romana forma parte el puente de Regueiral.

Además, hay indicios de asentamientos romanos y de explotaciones auríferas en varias poblaciones del municipio, muy cerca de las Médulas en León.

Patrimonio religioso

Piedra roja de las canteras locales
Las sencillas iglesias parroquiales albergan un interesante patrimonio artístico. Hay que destacar la iglesia de O Real (s.XVI-XVII) y la ermita de Santo Estevo de Pardollán (s.XI-XII) una de las pocas románicas de Valdeorras. La primera merece ser visitada por conservar la volumetría, materiales y técnicas constructivas exteriores coherentes con su época.

Santo Estevo de Pardollán, situada en un hermoso enclave natural y paisajístico, está construida en mampostería de piedra de la zona, con puerta principal en arco de medio punto enmarcado en la característica roca roja de las canteras locales.

Patrimonio etnográfico

“Caleiros” y hornos comunales
Los "caleiros", hornos tradicionales que se usaban para calcinar la piedra caliza y producir cal viva, son una de las marcas de imagen del Parque Natural Serra da Enciña da Lastra por su relativa abundancia y singularidad ya que no existen en el resto del territorio gallego (no calizo). Uno de los más importantes es el horno de cal de Covas, en el valle de Pereda.

En general, el conjunto del patrimonio etnográfico está constituido por una serie de construcciones para la explotación de los recursos agropecuarios, entre los que destacan:
Colmenares: utilizados para la cría de abejas y producción de miel. Tenían muros de protección contra los osos. Destaca el existente al norte de Oulego.
Fuentes y lavaderos: hechos y conservados por los vecinos para el aprovechamiento doméstico del agua. En el Parque Natural son de las pocas construcciones tradicionales que siguen activas.
Hornos comunales: construidos y conservados para cocer el pan. Destacan los de Oulego, O Porto y O Robledo da Lastra.
Molinos de agua: los más importantes son los existentes en los núcleos rurales de Oporto o en Oulego, que se usaban para moler todo tipo de granos.
Palomares: en el Parque Natural hay abundantes muestras de esta singular y cuidada pieza arquitectónica utilizada para la cría de palomas como los de las localidades de Oulego o Biobra.
Casas tradicionales: con escaleras exteriores, corredores, hornos exteriores para cocer el pan, galerías y otras singularidades propias de la zona.

Patrimonio inmaterial

La explotación de la piedra calcárea

Actividad industrial en Rubiá
En Rubiá, municipio en donde se sitúa Serra da Enciña da Lastra, hay restos de todas las civilizaciones que en algún momento poblaron esta comarca y que, capa sobre capa, han ido enriqueciendo el territorio con tradiciones, usos y costumbres.

Uno de los recursos naturales del Parque intensamente aprovechado para la actividad económica –y casi único en esta banda oriental de Galicia- fue la piedra calcárea, de la que se extraía la cal viva utilizada en la construcción como base para la argamasa y para encalar las viviendas.

El horno de cal de Covas, situado cerca de las canteras y todavía en pie, fue testigo de esta actividad industrial. Aquí se realizaba la calcinación de la piedra a una temperatura constante de 1.000 grados y dentro de gruesos muros de piedra con la única apertura de la puerta (o “boqueira”) y de la chimenea.

Para quemar las piedras calcáreas se utilizaba leña de encinas, también “xardón” en la zona, y de castaño. Las piedras se colocaban en hileras, con huecos entre ellas y formando una falsa cúpula. Por encima, se echaban unas 60 paladas de carbón que ardían durante unas tres horas.

Serra da Enciña da Lastra

La zona más oriental, encajado en sus valles y adornado por cumbres de roca caliza

El tiempo

Imágenes

¿Cómo llegar?

Situado en el extremo noreste de la provincia de Ourense y con sede en el ayuntamiento de Rubiá, el Parque Natural Serra da Enciña da Lastra pertenece a la comarca de Valdeorras y linda con El Bierzo, en la provincia de León. Las localidades principales más cercanas son Rubiá, O Barco de Valdeorras, Puente de Domingo Flórez y Ponferrada.


Accesos
  1. El espacio natural está atravesado por la carretera N-120 (Ponferrada-Ourense). A la parte norte del área (Oulego) conduce la carretera comarcal OU-622.
  2. La N-536, entre las localidades leonesas de Carucedo y Puente de Domingo Flórez, bordea el límite oriental del Parque Natural, que se puede recorrer desde las localidades de Pardollán y Vilardesilva.
  3. Hay un apeadero de ferrocarril en Covas.

Permisos necesarios

Se necesita autorización para:
Practicar senderismo en la zona de reserva.
Practicar espeleología en todo el espacio.
El tránsito de embarcaciones en el embalse de Penarrubia.
La caza en la zona de reserva por motivos de gestión o por fines científicos.
La actividad de filmación y grabación con carácter comercial o científico.
La realización de actividades y pruebas de carácter deportivo.
La realización de actividades de investigación en el medio natural.
Las repoblaciones y aprovechamientos forestales en los montes del espacio.
La instalación de señalizaciones.




+info y solicitud de autorizaciones

Servicio de Conservación de la Naturaleza de Ourense

Localización: Rúa do Paseo, 18 - 5º. 32003 Ourense. Ver en Google Maps

Contacto

Servicio de Conservación de la Naturaleza de Ourense
Localización: Rúa do Paseo, 18 - 5º. 32003 Ourense. Ver en Google Maps

Miradores

Hay 9 áreas de descanso-miradores acondicionados:
  1. Alto da Escrita-Biobra (807 m). Se ve el valle del Galir y del Sil con impresionantes cortados al fondo.
  2. A Petada-Oulego (760 m). Preciosa vista de Oulego.
  3. A Portela-Vilardesilva (640 m). Espectacular vista de Vilardesilva y del cortado de Penarrubia.
  4. Caprada al norte de Oulego (820 m). Impresionante vista de la cara norte de los Penedos de Oulego.
  5. Fuente N-120-Covas (560 m). Vista del valle de Covas y del río Sil.
  6. Pardollán (540 m). Vista del valle del Sil en Penarrubia y Pardollán.
  7. Tanque-Covas (647 m). Es el mejor lugar del Parque para ver aves rapaces ya que desde aquí se divisa el Estreito de Covas y Pena Falcueira, cortados en los que nidifican muchas de estas aves. A Pena Falcueira no está permitido acceder por ser zona de reserva del Parque.
  8. Túnel N-120-Covas (540 m). Vista del valle de Covas y del río Sil.
  9. Valdesalvador-Biobra (800 m). Vista del valle del Galir y de Serra Malvela.

Ocio

En el techo de Galicia
El municipio de Rubiá es uno de los trece integrados en el geodestino turístico Manzaneda-Trevinca, considerado el techo de Galicia ya que aquí se sitúan Cabeza Grande en Manzaneda, con casi 1.800 m, y Pena Trevinca, con 2.127 m.


Varios son los puntos de interés que se pueden visitar tras conocer el Parque Natural de Enciña da Lastra. Hacia el sudoeste, y a menos de una hora en coche se encuentra el imponente santuario barroco de As Ermitas, construido en la ladera de una empinada montaña sobre el curso del río Bibei (afluente del Sil). A sus pies hay una bonita playa fluvial. La estación de esquí de Manzaneda (a 1,15h), la única de Galicia, ofrece en invierno 15 km de pistas de varios niveles de dificultad y el resto del año, actividades multiaventura.


En Pena Trevinca, hacia el sureste de Enciña da Lastra, vale la pena maravillarse con las aguas cristalinas de los lagos glaciares de Ocelo y Lagoa da Serpe y, de camino, parar en el Teixedal de Casaio, uno de los mayores bosques de tejos de Europa.

Productos locales

Tierra de castañas, godello y mencía
Los impresionantes farallóns calcáreos de la Serra da Enciña da Lastra contrastan con el valle del río Sil y con las vegas cultivadas y defendidas por magníficos sotos de castaños. La castaña es precisamente uno de los productos locales más abundantes y de más fama, siendo un ingrediente indispensable en la gastronomía de la comarca. Ya sea de acompañamiento en primeros y segundos platos o como ingrediente especial en postres.


Esta es también tierra de vinos de la Denominación de Origen Valdeorras. De las 11 variedades de uva, las más conocidas -que también dan nombre a los caldos más famosos- son las autóctonas godello (blanco) y mencía (tinto). El primero, de aroma afrutado, color amarillo, dorado o pajizo y ligero en el paladar, y el tinto, de intenso color púrpura, elegante aroma afrutado y textura carnosa. La D.O. Valdeorras organiza una ruta enoturística por varias bodegas de la zona.


+info

Serra da Enciña da Lastra

La zona más oriental, encajado en sus valles y adornado por cumbres de roca caliza

Documentación

Instrumentos de planificación

Plan de ordenación de los recursos naturales (PORN).Decreto 77/2002.

Fecha de declaración

Decreto de Declaración do Parque Natural.Decreto 157/2002Decreto 157/2002.

GUÍAS

Guía de la flora del Parque Natural Serra da Enciña da Lastra
Plano de rutas del parque natural
Plano de rutas del parque natural

OTRAS FIGURAS DE PROTECCIÓN

Otras figuras de protección

El área se corresponde parcialmente con la IBA 010 Montes Aquilanos, compartida por las comunidades autónomas de Galicia y Castilla y León, incluida en el inventario de SEO/BirdLife (1998).

Otras figuras de protección

Zona especial de conservación “Serra de la Enciña de la Lastra”, ZEC ES1130009, 1.787 ha

Otras figuras de protección

Zona de especial protección para as aves (ZEPA) "Serra da Enciña da Lastra”, ZEPA ES1130009; de 1.787 ha.

Otras figuras de protección

Zona de Especial Protección de los Valores Naturales (ZEPVN) “Serra de la Enciña de la Lastra” de 1.742 ha.